Palabreo al carnaval – Reynaldo Armas – “Letra y cancion”

100% Música Llanera

Ay camaval
camaval de mi cariño,
ábreme el rumbo del verso
revienta estas cadenas,
que me lastiman el pecho
encerrando mi talento,
desátame el corazón
el corazón que palpite mas violento
como potro cimarrón,
perdido en el llano adentro
como canto de carrao,
en el verano reseco.

Ayúdame a conseguir
mi camaval por los caminos del viento,
la nota mas pasionaria
que conozca el sentimiento,
que se pueda interpretar
con garganta o instrumento,
como en el rio las espumas
esas espumas desde el muelle del silencio
esas que brillando van,
bajo el lucero del tiempo
llevándose mis pesares,
mi tristeza y mis lamentos.

Dame tu mano
camaval de mi cariño,
no me tengas desconfianza
cabalguemos sin parar,
el potro de la constancia
sin temer a la distancia,
quiero navegar contigo
mi camaval por el rio de la esperanza,
remontemos los confines
de Orinoco y el arauca,
de apure y el portuguesa
canalete y palanca.

Mira que bello seria
amanecer cantándole a una muchacha,
ver el alba sonreir
mientras los pájaros cantan,
y las flores mañaneras
derrochando su fragancia,
llegar a la prenda amada
y en la ventana cantarle una serenata,
entregarle el corazón
con temura y arrogancia,
bajo el embrujo sonoro
del arpa cuatro y maracas.

Arpa sensual
amiga confidencial,
compañera de mis cuitas
deja vibrar tu cordaje
mientras el verbo armoniza,
regálame tus caricias
con armonía de ensueños,
anda de ensueños y pinceladas de brisa
tu magia cautivadora,
tu primitiva sonrisa
destellos de luna clara,
cuando la noche agoniza.

Arpa te dieron por nombre
compañera de afrodita,
la lira que fue tu madre
quiso que fueras distinta
te puso treinta y dos cuerdas,
y un rosario de clavijas
te descubre una chipola,
una chipola un carnaval te bautiza
pero despues te encontraron,
interpretando una kirpa
un golpe y un pajarillo,
al final te inmortalizan.

Cuatro y maracas,
con arpa en un carnaval
se lucen como es debido
arriba es donde la raza,
sangre de rodo encendido
vibra de tierra bravia,
el noble orgullo del indio
moreno de piel templada,
de piel templada rostro de ceño fruncido
de tanto labrar la tierra
tiene su cuerpo encogido,
y como una maldición
el más precario destino.

Repica el tacón furioso
se estremecen los sentidos,
el más noble corazón
deja escuchar sus latidos,
los campos están preñados
de belleza y colorido,
el joropo está de fiesta
viva el joropo carnaval y pajarillo
alerta zumba que zumba,
estan contando contigo
que viva nuestro folklore,
orgullo de los latinos.

AGREGAR UNA LETRA O NOTICIA

Síguenos en Facebook
También te puede interesar

Tu opinión es importante, déjanos tu comentario ↓ ↓