Me lo conto Pedro Alcides – El Carrao De Palmarito – “Letra y cancion”

100% Música Llanera

Pa’ cantar este corrío, hay que rezar un padre nuestro. Hay que rezar un padre nuestro.

Hacerse la cruz tres veces, porque lo que digo es cierto. Esto pasó en Las Palmitas, terrón del Guárico adentro. Terrón del Guárico adentro.

Donde un hombre sin razón, de cerebro analfabeto, quizás por algún capricho, que lo indujo a hacer esto.
Que lo indujo a hacer esto.

Sería el mismo destino que lo metió en este aprieto.
Que lo metió en este aprieto.

Estando la noche oscura sin luna en el firmamento.

Llegó a casa de su padre poniéndole este pretexto. Poniéndole este pretexto.

Regáleme un vaso de agua viejo, que vengo sediento.
Viejo que vengo sediento.

El viejo se levantó del chinchorro soñoliento, y le pasó el vaso de agua sin malicia por supuesto.
Sin malicia por supuesto.

No pensó que el hijo infiel, a matarlo iba dispuesto.
A matarlo iba dispuesto.

Y lo remató a machete, al revés y al derecho.
Al revés y al derecho.

Después mató a su mujer, que salió en aquel momento.
Que salió en aquel momento.

Traía una vela encendida dicen los que echan el cuento.
Dicen los que echan el cuento.

Que en el primer machetazo, la vela rozó en el techo.
La vela rozó en el techo.

Y como este era de palma, el fuego se hizo violento.

Con una hermana, y un criado completó, los cuatro muertos.
Completó los cuatro muertos.

Sín que su pecho, dejara un ay de arrepentimiento.
Un ay de arrepentimiento.

Dejó que el fuego macabro, calcinara aquellos restos.

Después las autoridades, a los días pusieron preso.
A los días pusieron preso.

A un tal Aliseo Alcides, que fue el autor de los hechos.
Que fue el autor de los hechos.

Y me cuenta Pedro Alcides, un hermano del sujeto.
Un hermano del sujeto.

Que llegó a la comandancia, y habló con el prefecto.
Y habló con el prefecto.

“Quiero que me dé a mi hermano, pa’ ajusticiarlo completo”.
“Pa’ ajusticiarlo completo.”
Pero el comisario dijo: “Capullo, yo lo lamento”.
“Capullo, yo lo lamento”.
“Ud. llegó retardao, el criminal ya está muerto”.
“El criminal ya está muerto”.

“El mismo se hizo justicia guindándose del cabestro”

AGREGAR UNA LETRA O NOTICIA

Síguenos en Facebook
También te puede interesar

Tu opinión es importante, déjanos tu comentario ↓ ↓